NAVEGACION RECREATIVA



navegacion_recreativa_depsa_proteccion_juridica.jpgTodos sabemos que para circular con un vehículo por una vía pública se necesita tener una autorización administrativa habilitante, el conocido popularmente como “carnet de conducir” ¿Ocurre lo mismo si queremos “circular” por el mar? La respuesta es si.

Vivimos en una sociedad que está inmersa en un océano de normas administrativas que regulan hasta el más mínimo detalle la de la vida cotidiana. De hecho en el ordenamiento jurídico existen muy pocas islas en las que la libre disposición de las personas prime sobre la regulación que las administraciones establecen y la navegación, como no podría ser de otro modo no es una excepción.

El objeto del presente artículo es reseñar de modo simple y esquemático los títulos vigentes que permiten la navegación recreativa.

1º) Autorización Federativa. Se conoce popularmente como TITULIN. Permite el manejo de embarcaciones recreativas de hasta 6m de eslora, pudiendo alejarse hasta 5 millas náuticas de la costa.

2º) Patrón de Navegación Básica (PNB). Permite el manejo de embarcaciones de hasta 7,5m de eslora si la propulsión es de motor y 8m a vela, pudiéndose alejar de la costa hasta 5 millas náuticas.

3º) Patrón de Embarcación de Recreo (PER). Permite el manejo de naves de hasta 12m de eslora, pudiéndose alejar de la costa hasta las 12 millas náuticas..

4º) Patrón de Yate (PY). Permite el manejo de naves de hasta 20m de eslora, pudiéndose alejar de la costa hasta 60 millas náuticas.

¡Que Vds. lo naveguen bien¡

Carlos Gracian Fajarnes
Abogado colaborador del Grupo Catalana Occidente