LA JERARQUÍA NORMATIVA.



JERARQUIA-NORMATIVA-depsa-proteccion-juridicaVivimos sumergidos en un océano de normas jurídicas cuyo objetivo es regir nuestra conducta en  sociedad. A este conjunto de normas jurídicas se le denomina Ordenamiento Jurídico o Legislación.

La legislación no es homogénea, las normas jurídicas no son iguales entre si, no tienen la misma relevancia ni son de igual clase. Para el no iniciado puede resultar sorprendente saber que con  frecuencia las normas jurídicas se contradicen entre si.

El principio de jerarquía normativa que aparece formulado en el artículo 9.3 de la Constitución viene a dar solución al problema de la pacífica convivencia del enorme caudal de normas que nos rodea.

En esencia el principio de Jerarquía normativa impone que:

a) Una norma de rango inferior no puede ir contra lo dispuesto en una norma de rango superior, que prevalece.

b) Una norma posterior (de igual rango) deroga lo dispuesto en una anterior; y

c) Una norma especial de igual rango prevalece sobre lo dispuesto en una norma de carácter general.

El conjunto normativo se organiza de forma piramidal, de mayor a menor importancia y el puesto que cada norma ocupa dentro del conjunto es su rango. De este modo se puede determinar que norma tiene mayor importancia que otra y debe prevalecer, garantizando la armonía del sistema.

  1. En la cúspide del ordenamiento jurídico está la Constitución. Todas las normas deben de acomodarse a los principios que contiene. El organismo encargado de velar para que ninguna norma de inferior rango transgreda los principios constitucionales es el Tribunal Constitucional.
  2. Justo por debajo de la constitución aparece la normativa Comunitaria directamente aplicable como son las directivas comunitarias, así como los Tratados Internacionales, que una vez ratificados por el Estado pasan a incorporarse como normativa propia (art 96.1 CE)
  3. Leyes Orgánicas.  Emanan del poder legislativo del Estado. Para su aprobación o derogación se requiere de la mayoría absoluta de las cámaras. Su formulación está contenida en el artículo 81 CE y regulan y desarrollan los derechos fundamentales y las libertades públicas.
    También mediante leyes orgánicas se aprueban los Estatutos de Autonomía y el régimen electoral general.
  4. Leyes. Al igual que las anteriores emanan del poder legislativo del Estado, pero para su aprobación solamente se requiere de la mayoría simple de las cámaras.
  5. Real Decreto Ley. La Constitución establece que en caso de urgencia o necesidad el Gobierno podrá dictar disposiciones legislativas que una vez publicadas en el BOE se incorporan al ordenamiento con el rango de Ley. Dicha norma deberá ser convalidada por el Parlamento en el plazo de 30 días.
  6. Decretos Legislativos. El poder legislativo puede delegar en el Ejecutivo la facultad de dictar normas con rango de Ley. Dicha facultad se otorga de modo singular y se materializan en textos articulados o textos refundidos.
  7. Reglamentos. Son normas jurídicas con rango inferior al de la Ley. No emanan del poder legislativo sino de los órganos del Estado. La Constitución otorga la potestad reglamentaria al Gobierno, a los miembros que lo componen, a las entidades autonónicas y locales.

Carlos Gracián Fajarnés
Abogado colaborador del Grupo Catalana Occidente